Copyleft y el derecho a copiar

El auge del e-book ha fortalecido el debate sobre derechos de autor generando nuevos tópicos de discusión. Mucho se habla de las restricciones al lector (Copyright) pero poco sobre el derecho a copiar que tenemos los ciudadanos. Sí, derecho a copiar. Que no es lo mismo que plagiar o apropiarse intelectualmente de lo que no es nuestro. Se trata del contrincante del Copyright: el Copyleft

¿Qué es el Copyleft?

Es un concepto que surge en los años setenta en el ámbito de la informática, en contraposición al copyright y como una deformación humorística de éste.

Se refería a la libertad otorgada por el creador para que se ejecutaran y mejoraran sus programas, posibilitando la difusión de las versiones modificadas sin autorización previa ni costos económicos. Asegurando así que nadie se adueñara del programa.

Hoy se usa el copyleft más allá del software libre y apunta a eliminar las restricciones a los usuarios, liberando obras de todo tipo (musicales, literarias, etc.). Para ello, los creadores otorgan algunas licencias de copia, modificación y difusión.

Hay que aclarar que el copyleft no es lo mismo que una licencia

Licencias y Copyleft

El concepto copyleft carece de legalidad: solo adquiere carácter jurídico si se adjudica alguna licencia.

Las licencias se remontan a la década del ochenta con el anticopyright, pero el proyecto más elaborado es Creative Commons, que ofrece licencias adaptadas a la legislación de más de 30 países, con distintos grados de protección y libertad (licencias a la carta).

licencias_cc1

Otras licencias copyleft:  GPL , Coloriuris, Licencia Aire Incondicional, Licencia Arte Libre (LAL). Más sobre Licencias Copyleft

¿Qué busca el Copyleft?

  • Terminar con los derechos de autor que coartan la libertad del usuario
  • Entregar a los ciudadanos el derecho de usar las obras libre e indefinidamente
  • Validar los derechos de la sociedad de interactuar con la cultura de forma colectiva.
  • Que la cultura no tenga dueño ni los usuarios limitaciones
  • Flexibilizar las leyes de propiedad intelectual
  • Evitar el aprovechamiento de empresas que se benefician económicamente de los autores y sus obras durante mucho tiempo

Como vemos, el copyleft no pasa a llevar a los autores ni viola los derechos de propiedad intelectual si no que brinda a los autores el derecho de crear y difundir sus obras a su voluntad, de decidir si se usa o modifica, dándoles la opción de adquirir o no licencias copyleft. Más sobre Copyleft

E – books y Copyleft

Muchos creen que tanto la masificación del e-book como del copyleft fomentará la piratería,  perjudicando a autores, editoriales, editores y a la sociedad misma. ¿Pero es piratería cuando el mismo autor autoriza la libre circulación de su libro?

Son cada vez más los escritores partidarios del copyleft. Y es que con las licencias copyleft los autores distribuyen libremente sus obras obteniendo mayor visibilidad y mayores ventas. Se dan a conocer a un público más amplio lo que les entrega otras fuentes de ingresos económicos, como conferencias, reportajes, entrevistas, columnas, etc. (Frankhauser, 2011).

Descargar gratuitamente una obra es el mejor medio de promoción y Márketing Personal. Algunos se conformarán con leerla online o imprimirla, pero muchos (los más interesados) querrán obtener una edición de calidad en formato papel. Esto beneficia directamente a editores y editoriales.

Pero más allá del tradicional debate sobre las ventajas y desventajas del copyleft y el copyright, o del e-book y el libro impreso, con la llegada del copyleft el libro electrónico adquiere una nueva ventaja: la gratuidad.

Además, se evita la pérdida del control de la obra, ya que es el autor quien decide qué  libertades y restricciones desea establecer. Un aporte en cuanto a acceso al conocimiento y a la reproducción cultural.

Para finalizar con consecuencia, y en base a lo anteriormente expuesto, exhibo la licencia Creative Commons de mi Blog que permite la modificación y el uso de todo lo que aquí se encuentra publicado.

Enlaces

¿Dónde descargar libros gratuitos?

–  Proyecto Gutenberg     –   Ibiblio      –  Biblioteca Virtual Miguel de Cervantes      –  Biblioteca Digital Hispánica      –  Biblioteca Universal Digital      –  Wikisource      –  Google Books      –  Dominio Público

Bibliografía

–       Frankhauser, N. 2011. El porqué de los derechos compartidos, o Copyleft

–       Touriño, A. 2009. Copyright vs. Copyleft. A propósito del e-book

–       Traficantes de sueños. 2006. FAQ sobre edición y copyleft

Licencia Creative Commons
Este obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución 3.0 Unported.

La Web Social como motor de la Alfabetización Digital

La posibilidad que brinda la Web social de acceder a páginas dinámicas e interactivas nos ha empoderado significativamente como usuarios: además de acceder a la información ahora también podemos CREARLA. Blogs, Wikis, Redes Sociales, son algunos ejemplos de esta nueva forma de comunicarse y de consumir información denominada Web 2.0 o Web Social.

Web Social y Alfabetización Informacional

No se requieren grandes conocimientos para crear un blog o perfil personal en una red social, pero sí para seleccionar la información que desde esos espacios vamos a consumir. Evaluar la validez de la información no es tarea fácil, pero hacernos  las siguientes preguntas nos ayudarán a detectar si vamos por buen camino:

  • ¿Sobre el autor: ¿quién es? ¿tiene autoridad? ¿está cualificado para publicar? ¿está sacando algún provecho? ¿está relacionado a alguna institución?
  • Sobre la página Web: ¿cuándo se actualizó y  creó? ¿están actualizados sus enlaces? ¿está tratando de publicitar o vender algo? ¿tiene demasiados anuncios? ¿alguna institución la respalda?
  • Sobre la Información: ¿está actualizada y/o autorizada?  ¿de dónde proviene? ¿se puede verificar en otras fuentes de información? ¿están los datos sesgados? ¿es objetiva y exacta?
  • Cobertura: ¿existe alguna limitación para acceder a la información?

La Alfabetización Informacional apunta precisamente a desarrollar esas destrezas que facultan a cualquier persona a buscar, evaluar, utilizar y crear información para lograr sus objetivos personales, sociales, laborales y de educación (UNESCO, 2012).

Competencias que debiesen crear en los usuarios la capacidad de generar aprendizaje autónomo durante toda su vida. Alcanzar el “aprender a aprender” (Zayas, 2007). ¿Pero de qué forma logramos ese aprendizaje continuo? Utilizando las bondades de la Web social para elaborar nuevas metodologías de enseñanza – aprendizaje e implementar programas de Alfabetización Digital.

Competencias 2.0 en Alfabetización Digital

Hoy las personas aprenden de manera distinta. Ya no consultan fuentes de información impresas y prefieren acceder a buscadores virtuales, informarse en sitios como Wikipedia, Youtube, Google maps e interactuar en redes sociales.

Todo aparentemente fácil y rápido. ¿El problema? Cierta información que encontramos en blogs, foros, presentaciones, videos, etc., carece de validez y valor educativo.

Por lo que todos debieran tener las competencias que resume el siguiente cuadro, basadas en el Proyecto ALFIN-EEES de María Pinto (2013):

00_que_es_02

Estas competencias 2.0 deben permitir aprovechar las múltiples ventajas de la Web social, entre ellas:

  • Interactividad, dinamismo, participación y colaboración
  • Gratuidad de aplicaciones (accesos abiertos)
  • Movilidad y espacios de comunicación multimedia (aprendizaje e-learning, interacción online)
  • Diversidad y sencillez de las herramientas de interacción social.
  • Aprendizaje colectivo y colaborativo: donde el grupo es activo y el aprendizaje más autónomo (redes de aprendizaje). El educador es un orientador del grupo que insta tutorías, fomenta la investigación personal y la creación de sitios.
  • Herramientas Web para buscar y seleccionar información: marcadores sociales, tableros de herramientas, suscripción de contenidos, redes, etc. (Franco, 2013). Búsquedas avanzadas (motores y asistentes de búsqueda), índices de materia, catálogos especializados, etc. (Florio, 2009)

Inteligencia Colectiva, Aprendizaje Colectivo

En el punto 5 del cuadro anterior se habla de “Aprender a trabajar juntos”, es decir desarrollar un Aprendizaje Colectivo.

Este concepto engloba múltiples acepciones: participación, aprendizaje social, cooperativo, colaborativo, etc., pero todas apuntan un mismo fin: crear cocimiento mediante la interacción y colaboración de un grupo de individuos que unen sus destrezas para ayudarse mutuamente, mejorando su conocimiento y el de los demás.

 Debemos aprovechar el carácter colaborativo de las redes sociales y construir redes de aprendizaje. Como manifiesta Littlejohn (2011, cit. En Villar, 2011) “la elaboración del conocimiento es más efectiva si un grupo de personas originan el conocimiento colectivo”.

Se trata de construir redes humanas que potencien el aprendizaje en conjunto pero sobre todo el aprendizaje continuo. Entregarle a una persona la capacidad de aprender para toda la vida es brindarle la independencia y libertad necesaria para desarrollar todas sus capacidades. Y es hacia ese norte donde debe apuntar la estrategia de todo plan de alfabetización digital.

Bibliografía  


Un ejemplo sobre Alfabetización Digital en Chile.